Tipos de Obesidad: ¿Son todas las obesidades iguales?


Tipos de obesidad
Si nos ceñimos a la definición estándar de obesidad, la RAE (Real Academia de la lengua española) lo define como "cualidad de obeso" y si buscamos la palabra "obeso": adjetivo para definir una persona excesivamente gorda.

Pero... ¿Qué es ser o estar gordo? ¿Qué es obesidad? ¿Son todas las obesidades iguales?
Tener obesidad es un tener estado patológico, es decir  tener una enfermedad que se caracteriza por un exceso o una acumulación excesiva y general de grasa en el cuerpo.

En términos generales cualquier persona que tenga un Índice de Masa Corporal superior a 30 parece obesidad. No obstante cabe destacar que existen hasta cuatro tipos de obesidad diferentes.

1).- Obesidad por sedentarismo: Se trata de una obesidad que se presenta en personas que no necesariamente comen mucho, sin embargo se mueven poco. El sedentarismo hace que el organismo se vuelva "ahorrador" y en lugar de gastar energía acumule grasa en las zonas de reserva. Se caracteriza principalmente porque la grasa se acumula en forma de flotador alrededor de la cintura.

2).-Obesidad glútea: Si bien existe un sobrepeso generalizado, la grasa suele acumularse en caderas y rodillas. Es un tipo de obesidad muy característica de la mujer y suele existir una predisposición genética que es determinante para su aparición.

3).-Obesidad metabólica aterógena u obesidad abdominal: Es la típica barriga masculina. La grasa se encuentra acumulada intraabdominal, en la zona del abdomen. Se trata de una obesidad peligrosa que se asocia con un mayor número de posibilidades de desarrollar diferentes alteraciones cardiovasculares y diferentes tipos de cáncer.

4).-Obesidad alimentaria: Se trata de una obesidad generalizada. La grasa se acumula en diferentes partes del cuerpo. Un rasgo característico es por ejemplo la acumulación de grasa alrededor del cuello (papada).
adelgazar en almeria tratamiento de la obesidad


En cualquiera de los casos, la acumulación de grasa es nociva para la salud y por tanto conviene ponerse en manos de especialistas para tratar un problema de sobrepeso u obesidad con algunas de las diferentes técnicas que existen hoy en día como el balón intragástrico, el método pose o el método apollo que no requieren de una intervención quirúrgica.